Una nube más sostenible, la clave en las empresas que ayudan al medio ambiente

Solo tres segundos. Eso es lo que tarda en desaparecer de la Tierra una superficie de bosque equivalente a tres canchas de fútbol, debido a la crisis climática. 

 

No es el único dato aterrador sobre el riesgo ambiental que vive el mundo en la actualidad: el 50% de los arrecifes de coral se han perdido y desde hace tres años las emisiones de gases de efecto invernadero han aumentado sin parar. 

 

La información es de Naciones Unidas, la misma organización que este sábado 5 de junio convoca a nivel global al Día Mundial del Medio Ambiente. 

 

Este año, en contexto de transición a la pospandemia y en medio de emergencias climáticas, el llamado de la ONU es a la restauración de los ecosistemas para invertir en nuestro futuro como humanidad. 

 

La tecnología no es ajena en el camino a cuidar el medio ambiente y convivir de forma sostenible con el planeta Tierra. En esta tarea, cada acción suma para evitar una catástrofe.

 

Se estima que los data centers consumen hasta el 2% de la electricidad producida a nivel mundial. Y de acuerdo con los datos de IEEE Communications Society, los centros de datos convencionales generan casi la misma cantidad de emisiones de CO2 que la industria de las aerolíneas. 

 

Ante una economía que avanza hacia la digitalización como ventaja clave de esta era, la solución es migrar a tecnologías Cloud más sostenibles y eficientes energéticamente.

 

Desde 2013, una investigación de Lawrence Berkeley National Laboratory demostró que trasladar a la nube todos los trabajos de oficinas en Estados Unidos podría reducir el consumo de energía en tecnología hasta en un 87%. 

 

Cloud no convencional

 

Una de las nubes más eficientes de la actualidad es la de Google Cloud, que lleva cuatro años consecutivos igualando su uso global de electricidad en la compra de energías renovables.

 

Eso significa que las empresas que usan sus productos o servicios basados en GCP también son más ecológicas.

 

Los data centers de Google Cloud consumen mucha menos energía que uno típico, ya que estos elevan su temperatura a 26 grados centígrados y usan aire exterior para enfriar.

 

Además, esta nube es compatible con muchos productos a la vez, por lo que puede distribuir recursos de manera más eficaz y medir detalladamente para reducir a 11% el consumo de energía operativa (la que no está vinculada al uso informático). 

 

La medición de la eficacia (PUE) de los data centers de Google no es la que se acostumbra en la industria. Según la encuesta Data Center Industry 2019, el promedio PUE de los centros de datos es 1.67 y la de GCP es 1.10.

 

Los esfuerzos de Google Cloud siguen siendo ambiciosos: el año pasado se comprometieron a funcionar con energía libre de carbono las 24 horas del día en todos sus data centers y campus del mundo. 

 

Su objetivo es conseguirlo antes de 2030. La evidencia científica es clara: el mundo debe aunar esfuerzos ya si se quiere evitar una catástrofe climática.

 

En Apiux somos partners de Google Cloud y queremos hacer parte de las empresas que migran a tecnologías Cloud más verdes y sostenibles. ¡Haz parte de las organizaciones que se suman al cambio!

 

Si quieres conocer más ventajas de esta nube, por encima de las demás, te invitamos a leer: Razones por las que GCP se posiciona en la región por encima de sus competidores

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies